Personería Jurídica - Resolución I. G. J. Nº 0001744 del 8 de noviembre de 2011

13 de abril de 2019

SE PRESENTO EN ROQUE PEREZ LA OBRA “LOS PATRICIOS EN LOS TIEMPOS DE ROSAS”, DE GABRIEL TURONE

Desde su aparición en noviembre de 2017, la obra Los Patricios en los tiempos de Rosas, que tiene por autor a Gabriel O. Turone, presidente de Jóvenes Revisionistas (JR) y vicepresidente de Patricios de Vuelta de Obligado (PVO), la tercera presentación se realizó en el Partido de Roque Pérez.  Le precedieron el Cabildo de Buenos Aires y la Pulpería "de Moreira" en Navarro.
Era la tarde del sábado 13 de abril de 2019.  El escenario elegido en esta oportunidad, tal vez el más campestre o rural de todos, fue el Almacén "San Francisco", que, para ser precisos, está situado en el paraje La Paz Chica, Partido de Roque Pérez.  Atendido desde hace años por Sammy Krause, una joven anfitriona que lleva con mucho esmero este mojón de principios de los años '30 del siglo XX, el Almacén "San Francisco" tiene en cada detalle de su estructura las huellas de una mítica Argentina llena de gauchaje, facones y pueblerina sencillez.  Es, para cualquier estudioso de la tradición pampera, un sitio al que no se puede dejar de ir cada vez que se esté por estas huellas.
Delante del mostrador de estaño -que, deteriorado y todo, denota su legendaria edad-, se dispusieron bancos de madera para que el público asistente observe al autor del libro que rescata la olvidada y grandiosa historia del Regimiento "Patricios" de Buenos Aires en la época de la Federación.  Fuera, debajo de la techumbre de la galería, algunos parroquianos bebían unas cervezas y degustaban algo 
Una treintena de personas, entre los que había paisanos, bibliotecarios, docentes y estancieros de la zona, acompañaron a Turone que desglosaba algunos aspectos de la vida militar durante el "rosismo", alternando, no pocas veces, someros diálogos con quienes se animaban a hacerle algunas preguntas sobre el tópico.
Junto al escritor, quien para la ocasión decidió lucir la barba federal y un cintillo prendido del lado izquierdo del pecho, se ubicó el Director de Turismo de Roque Pérez, Martín Parzianello,el cual agradeció la presencia de Turone y de algunos PVO a quienes ha conocido años atrás cuando, desde uno de los salones de la Sociedad Rural Argentina (SRA) se lanzó -aún sin la debida repercusión ni apoyo provincial- el emprendimiento Los Caminos de Rosas.  Este colectivo histórico cultural tiene por objeto la puesta en valor de diversos sitios y lugares por donde transitó el Restaurador de las Leyes durante sus gobernaciones, tanto en Cañuelas, Lobos, Navarro, San Miguel del Monte y Roque Pérez.
Aparte de las consabidas banderas que tremolaron en los campos de batalla entre 1829 y 1852, en el Almacén "San Francisco" abundaban todos aquellos elementos de la vieja cosmovisión gaucha que nacieron y vistieron a nuestra patria hasta que fue malograda por la globalización y la tiranía del poder internacional del dinero.
Así, y tal como reflejan las imágenes, a escasos 3 metros del disertante se hallaba un eterno juego de sapo, lo mismo que una maciza caja registradora que todavía parece contabilizar el valor de la yerba mate, los fideos sueltos o los exquisitos fiambres de Roque Pérez.  Vemos también tarros de leche, botellas con etiquetas poco legibles de marcas extintas, sifones sin tiempo y carteles esmaltados de leyenda.
Paredes de adobe, faroles que todavía funcionan a kerosene, elementos todos que así perfilan el escenario de la presentación,sumado a viejos paisanos que, aún sea para escuchar a un joven disertante, portan, por las dudas, temerosos facones  ante el embrujo de las sombras que ya ofrecía la pampa y su misteriosa inmensidad.
La recreación de este espacio mitológico se completó merced al siguiente detalle: cuando promediaba el evento, los dueños del Almacén "San Francisco" se dispusieron a servir al público rodajas de fiambres y, para hacer correr, típicas copitas de pulpería con ginebra.  Una pausa atípica -para el abrumado citadino, claro- pero folklórica y cubierta de sincero criollismo que se vuelve irresistible, candoroso, único e impagable.
Terminado el servicio gastronómico, todo volvió a una súbita y espontánea normalidad, uniendo lo culinario y lo cultural de modo tan eficaz y sorprendente que ni aún organizándolo de antemano hubiese salido con mayor naturalidad.  Repuestas las energías -todo siempre se ve distinto luego de una ingesta o pique-, los asistentes escucharon nuevamente a Turone, quien,a modo de punteo, tiró nombres de militares gloriosos que pelearon en todos los confines de la Confederación, resaltó aspectos de los uniformes que usaban, esbozó sobre la reestructuración del Regimiento de "Patricios" ante los cambiantes peligros de los enemigos de Juan Manuel de Rosas y un sinfin de otras características de la milicia decana de nuestro Ejército cuando la bella y heroica época de la Federación.
Al concluir la presentación del libro, y tras la proyección de dos videos: el uno mostraba la trayectoria de los PVO desde su fundación en 2008. y, el otro, la ejecución de "El Uno Grande" por parte de la banda infanto-juvenil de los PVO, sonaron los aplausos, y fue el momento de las fotos y las dedicatorias autógrafas que el autor semblanteaba en la primera página de las obras que el público adquiría.
Campo afuera del almacén, la noche todo lo abarcaba: no se distinguían ya los contornos de los árboles ni las alambradas ni los cultivos.  La luz irradiaba desde dentro del ámbito del boliche de campo donde, minutos antes, se había desarrollado el evento cultural.
Empanadas fritas, sándwiches de chorizo casero y bandejas con papas fritas recién elaboradas inundaron las mesas de quienes se quedaron a cenar.  Las manos de los comensales estaban ocupadas, además que con los manjares anteriores, con copas de vinos y gaseosas, observándose una saludable ausencia de teléfonos celulares que, gracias a Dios, aquí no son moneda corriente.  Porque allí estaba gestándose, en total plenitud, la otra Argentina, la histórica, la que ríe, vive y nos regocija en estos paisajes donde el ser argentino espera, con paciencia infinita, el resurgir de la raza en una comunidad que aguarda su reconstrucción y organización

4 de abril de 2019

Invitación

Informes: Cel/whatsapp: 1164589258    Tel.: 4642-3799





23 de enero de 2019

30 AÑOS DEL COPAMIENTO DEL CUARTEL DE LA TABLADA


23 de enero de 2019….; treinta años pasaron desde aquel 23 de enero de 1989 en que el Regimiento de Infantería Mecanizado 3 ·”General Belgrano” sufrió un intento de copamiento por parte del grupo autodenominado “Movimiento Todos por la Patria” (MTP) encabezado por Enrique Gorriarán Merlo.

Ataque artero con el que se pretendió tomar el cuartel que en aquel entonces ocupaba el Regimiento en La Tablada, en el Partido de La Matanza.  La defensa llevada a cabo por personal del Regimiento, que recién terminó el día siguiente con la rendición de los atacantes, contó con la colaboración heroica y espontánea del personal militar de otras unidades y de la Policía Bonaerense.  El número de muertos que produjo el enfrentamiento, 32 atacantes, 9 militares y 2 policías, pone de relieve lo cruento del mismo.

La recordación de ese momento se llevó a cabo en el actual asiento del Regimiento de Infantería Mecanizado 3 en la ciudad de Pigüé, en el sudoeste de la provincia de Buenos Aires, y los Patricios de Vuelta de Obligado quisieron estar presentes en ese homenaje a los heroicos defensores del viejo cuartel.


Vista parcial de la denominada “Agrupación de Defensores de La Tablada”, que estuvo integrada por la totalidad del Regimiento 3 y delegaciones de las unidades que a través de uno o más de sus hombres participaron en la represión del ataque subversivo, cada una de ellas encabezadas por su abanderado y escoltas: Colegio Militar de la Nación, Compañía de Comandos 601, Escuadrón de Exploración de Caballería Blindado 1, Regimiento de Artillería 1 y Policía de la Provincia de Buenos Aires.  La formación tuvo lugar en la plaza de armas del regimiento, que lleva el nombre del teniente coronel Horacio Fernández Cutiellos, segundo jefe del mismo caído aquel 23 de enero.


El teniente general Claudio Ernesto Pasqualini, jefe del Estado Mayor General del Ejército hace uso de la palabra al comenzar el homenaje, dirigiéndose no sólo a los efectivos formados y al nutrido grupo de veteranos del Regimiento, en actividad y en retiro, que participaron en la defensa del cuartel, sino también, y en forma muy especial a los familiares de los caídos, y a los heridos en combate, algunos de los cuales se encontraban en el acto, palabras que terminaron con un ¡Viva la Patria! coreado a voz en cuello por todos los presentes.   Luego de ello, y acompañado el teniente general Pasqualini por el ministro de Defensa, doctor Oscar Aguad, el Jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, teniente general (VGM) Bari del Valle Sosa, el secretario de Derechos Humanos, licenciado Claudio Avruj y el intendente del Partido de Saavedra (del que forma parte Pigüé), Hugo Corvatta, colocaron una ofrenda floral al pie del monumento “A los muertos en cumplimiento del deber militar”.


El Jefe del Estado Mayor General del Ejército hizo entrega de condecoraciones y diplomas a los familiares de los efectivos caídos durante la lucha en La Tablada con los subversivos.  Durante la ceremonia el nombre de cada uno de ellos fue recordado con un estentóreo ¡Presente! Por parte de los efectivos y quienes asistimos al homenaje.


Finalizado el acto, las autoridades fueron abordadas por medios periodísticos nacionales y locales, y cada uno de ellos destacó el sentido de ofrenda con que actuaron los defensores del cuartel, que para muchos culminó con la entrega de la propia vida, y el grado de reconocimiento que la Nación entera siempre deberá a los mismos.


Llenos de emoción por lo vivido durante el homenaje, el presidente y el secretario de los Patricios de Vuelta de Obligado, Dr. Héctor Iglesias y Oscar Turone, tuvimos un pequeño encuentro con el teniente general Pasqualini, con quien nos une un fuerte vínculo amistoso originado en el tiempo (2010/2011) en que el mismo ocupara la jefatura de nuestro Regimiento de Infantería 1 “Patricios”, inolvidable para todos nosotros por la profesionalidad y hombría de bien con que lo hizo, y al que desde entonces contamos como uno más del grupo de amigos que diariamente reciben nuestras Efemérides.


Llegado el momento de partir de regreso a Buenos Aires, los Patricios de Vuelta de Obligado se despidieron del Regimiento de Infantería Mecanizado 3 “Manuel Belgrano”, que supo hacer honor durante toda su historia, y en especial aquel 23 de enero de 1989, a la exhortación y respuesta con que nuestro Ejército reafirma cada día su cometido principal: ¡Subordinación y valor….!, ¡para defender a la Patria!