Personería Jurídica - Resolución I. G. J. Nº 0001744 del 8 de noviembre de 2011

22 de septiembre de 2016

10 de septiembre de 2016

Donación de Bandera al Museo Criollo de los Corrales


Hoy los Patricios de Vuelta de Obligado hemos efectuado la donación de una bandera de la Confederación Argentina al Museo Criollo de los Corrales, del barrio de Mataderos, en Buenos Aires. La misma fue recibida por su director, el Prof. Orlando W. Falco
 
El obsequio era una antigua deuda que teníamos para con este amigo de nuestra institución, de quien sabemos se trata de un gran erudito en lo referente a la historiografía argentina, amén de su activa participación en instituciones dedicadas a su estudio y del esmero que viene poniendo en la edición de varios libros que giran en torno a la historia de la República de Mataderos, de la Iglesia Católica y del Ejército Argentino.

Cuando nos despedimos, luego de platicar sobre la tradición, Rosas y pintores costumbristas,  Falco nos dijo que el pabellón de la Confederación Argentina lucirá en un sitio de honor dentro del museo que muy dignamente dirige.  Y no tenemos dudas de que así será.

 

14 de agosto de 2016

Donación de banderas en Navarro


El domingo 14 de agosto los Patricios de Vuelta de Obligado efectuaron la donación de una “Bandera de Facundo Quiroga”  a la Pulpería de Juan Moreira, de nuestro camarada Daniel Di Trana.

La entrega se hizo efectiva con una sencilla ceremonia celebrada en los fondos de la pulpería.
 
Tras el acto el dueño de casa y su hermosa familia nos agasajaron con un magnífico asado. 

Por la noche se repitió el acto en el Almacén Museo La Protegida, Fortín Navarro de los Patricios de Vuelta de Obligado, de nuestro querido amigo Raúl Lambert, Secretario de Cultura, Educación y Turismo de San Lorenzo de Navarro.

En esta oportunidad se donó una bandera de la Confederación Argentina, la que será adecuadamente ubicada entre las magníficas piezas que atesora el Almacén.
 
La jornada culminó con una Cena-Show en La Protegida, donde además de la exquisiteces de siempre, pudimos disfrutar de la actuación de los Hermanos Romero (Armando y José), próximos a partir para su segunda gira por los Estados Unidos.

¡¡Gracias Daniel, gracias Raúl, gracias Navarro por la cordialidad y hospitalidad de siempre!!
 
 

12 de agosto de 2016

Visitamos la Torre de los Ingleses


La hoy llamada oficialmente "Torre Monumental" ubicada en Retiro no es otra que aquella que siempre conocimos como "la Torre de los Ingleses", y allí estuvimos el pasado viernes 12, para conocerla por dentro, respondiendo a una más que gentil invitación del Ministerio de Ambiente y Espacio Público de nuestra ciudad, apersonándonos para ello presidente y secretario de los Patricios de Vuelta de Obligado.

La fecha no pudo ser más apropiada desde el punto de vista emotivo porque, como todos sabemos, el 12 de agosto de 1806 quedó grabado en nuestra historia como el Día de la Reconquista, jornada en que el pueblo de Buenos Aires expulsó a las tropas inglesas que la habían ocupado, y así lo recordamos y celebramos cada año.

Recorrimos la torre en compañía del señor ministro, don Eduardo Alberto Macchiavelli, y sus colaboradores inmediatos, así como del señor director del Museo de la Ciudad, don Ricardo Pinal Villanueva, y fuimos atendidos e informados por el personal que cuida de la misma y los técnicos que atienden al imponente conjunto de campanas con que se anuncian las horas, las medias y los cuartos de hora que vemos reflejados a través de los cuatro enormes cuadrantes ubicados en los costados de la parte superior de la torre.

Fue un momento realmente inolvidable, porque más allá de los señores funcionarios y el personal que atiende y cuida de la Torre éramos de alguna manera los únicos "extraños", lo cual nos llevó también a valorar inmensamente el estar presentes, no sólo por el hecho de poder conocer el interior de ese emblemático monumento, sino también porque la fecha en sí, 12 de agosto, nos llevó a soñar que así como representábamos en ese momento a los PVO también lo estábamos haciendo en nombre del resto de los argentinos, rindiendo homenaje en su día a aquellos bravos que al mando de don Santiago de Liniers, uniformados o no, blancos y negros, hombres, mujeres y niños enfrentaron heroicamente a esa primera agresión que nos llegó desde la lejana y voraz Albión.
 
Recordemos que la torre en cuestión fue, por su imponencia, el más importante de los monumentos con que las colectividades de distintos países homenajearon a nuestro país en ocasión de celebrarse los 100 años del grito de libertad del 25 de mayo de 1810.
 
Obviamente, su construcción fue costeada por la ya acriollada colectividad e británica de aquel tiempo, y recién se la pudo terminar en 1916, inaugurándola el 24 de mayo de ese año, cuando nadie podía llegar a suponer que algún día desde su altura íbamos a tener a la vista el Cenotafio levantado en Plaza San Martín en homenaje a nuestros héroes caídos en aire, mar y tierra durante la Gesta de Malvinas.
Pudimos apreciar en nuestra visita que se está planificando la puesta en valor interna de la torre aprovechando cada uno de los pisos de la misma (el moderno ascensor llega hasta el sexto, y a partir de allí se sigue hasta los niveles en que se encuentran las campanas del carillón por escaleras de tipo marinero).

Seguramente cuando se habiliten al público los demás niveles las visitas a la Torre de los Ingleses se verán enriquecidas por información relacionada con su significado, su construcción y su condición de hito arquitectónico de nuestra ciudad.

Gracias, muchas gracias, señor ministro, por su invitación y la gentileza de su trato, agradecimiento que extendemos al señor director del Museo de la Ciudad y al puñadito de personas que con su amabilidad e información nos hicieron vivir un momento que siempre recordaremos.

30 de julio de 2016

Homenaje al coronel de Marina Alvaro José de Alzogaray


El sábado 30 de julio, se llevó a cabo en el cementerio de la Recoleta un homenaje al coronel de Marina Alvaro José de Alzogaray, al cumplirse el 137º aniversario de su fallecimiento.
 

Se hallaban presentes, entre otros, el Dr. Alberto Gelly Cantilo, presidente del Instituto Nacional de Investigaciones Históricas Juan Manuel de Rosas, el Dr. Ricardo Pagliaro, secretario del Instituto Nacional Browniano, descendientes del coronel Alzogaray, camaradas y amigos.

También se contó con la presencia de una delegación de la Armada Argentina, al mando de la Teniente de Fragata Teresa Tranquillini y una Guardia de Honor a cargo de dos efectivos del Regimiento de Infantería 1 “Patricios”.

Tras la entonación del Himno Nacional, el Dr. Gelly Cantilo dirigió unas palabras a los presentes resaltando la esmerada educación y cultura del coronel Alzogaray.  Destacando que fue un profesional de nuestros mares, a los cuales ennobleció dando lo mejor de sí, merced a un foja que contempló más de cinco décadas de servicios, en los que cubrió cuatro campañas militares; Guerra contra el Imperio del Brasil, Sitio de Montevideo, Guerra del Paraná y Guerra de la Triple Alianza.
 
También recordó que su hora más gloriosa la cubrió en la jornada del 20 de noviembre de 1845 en la Vuelta de Obligado, al comandar la batería “Restaurador Rosas”, que abrió el fuego patrio contra el invasor anglo-francés que avanzaba por el río Paraná una vez finalizado el último son del Himno Nacional Argentino ejecutado por la banda militar del 2º Batallón de Patricios de Buenos Aires.
 
Acto seguido el Dr. Alvaro Adolfo Alsogaray, chozno del coronel de marina Alzogaray,  también recordó algunas facetas interesantes de su ascendiente, relacionadas tanto a su actividad como marino, como también a sus aspectos familiares.
 
Una ofrenda floral fue depositada frente a la bóveda que desde 2014 guarda los restos del coronel Alzogaray.

Finalmente un toque de silencio, ejecutado por el Cabo Principal Músico Maximiliano Camargo, marcó el cierre del emotivo homenaje.

Ir a recordar a quien hace 137 años pasara a la inmortalidad, es tomar su legado de buen argentino para señalarlo como el ejemplo a seguir.


12 de julio de 2016

IV Tertulia Federal de los PVO en “El Federal” de San Telmo


El martes 12 de julio último, los Patricios de Vuelta de Obligado (PVO)  realizaron su IV Tertulia Federal en el Bar El Federal de San Telmo, un lugar muy lindo y evocativo.

La velada se dedicó a alguien que fue "redescubierto" desde el punto de vista histórico por una labor conjunta de los PVO y la familia Alsogaray, el coronel de Marina don Álvaro José de Alzogaray, comandante de la Batería "Restaurador Rosas" en el combate de la Vuelta de Obligado, en 1845.
Nuestro invitado, y expositor, fue el doctor Álvaro Adolfo Alsogaray, chozno del coronel, que ilustró a los contertulios con un pantallazo biográfico del mismo, salpicado con numerosas anécdotas atesoradas a nivel familiar, exposición que reflejó la trayectoria del coronel Alzogaray, formado en la escuela marinera del almirante don Guillermo Brown, el padre de la Armada Argentina.
El doctor Alsogaray nos llevó a través de los enfrentamientos en que su antepasado fue protagonista, tales como la Guerra con el Brasil, la Guerra del Paraná, el Sitio de Montevideo y la Guerra de la Triple Alianza, remarcando que el mismo gustaba volver a su actividad privada en cada oportunidad en que la situación tendía a normalizarse, pero que dada su experiencia y su vocación de patriota volvía a ser convocado por las autoridades nacionales cuando las circunstancias aconsejaban recurrir a hombres como él.
Fue grande el interés despertado por una serie de documentos originales que nuestro invitado conserva en su poder, como varias cartas de la década de 1860, un daguerrotipo en que Alzogaray aparece acompañado por su hijo, ambos con uniforme militar, y el diploma que la Masonería le expidió en 1867, cuando el coronel se inició en dicha orden.
La mesa principal de esta cuarta Tertulia Federal contó también con la presencia del ingeniero Leonardo Castagnino, autor de remarcables obras insertas en la corriente revisionista de nuestra Historia. En el transcurso de los intercambios de opiniones entre los expositores y el puñado de contertulios (característica distintiva de nuestras Tertulias Federales) el ingeniero Castagnino aportó en precisas intervenciones la riqueza de sus conocimientos históricos, siempre en relación con la época y las circunstancias que se estaban tratando.
Obviamente, y continuando con el enfoque que los PVO vienen dando a sus Tertulias Federales, en tanto progresaba la charla sobre la vida del coronel de Marina Alzogaray cada contertulio se ocupó de su café o su cerveza, atendiendo además a unos generosos tostados, al tiempo en que más de uno de ellos aportaba interesantes opiniones y comentarios sobre lo expuesto, en cabal demostración del gusto por la Historia de la Patria Vieja que vive en cada uno de nosotros
Tuvimos esta vez una veintena de asistentes a este encuentro, serio, respetuoso e informal a la vez, donde no faltó la bandera de la Confederación Argentina, cintillos rojo punzó ceñidos del lado del corazón y oídos despiertos siempre ávidos de vivencias históricas vinculadas con nuestros próceres, aún de aquéllos que como el coronel de Marina don Álvaro Adolfo Alzogaray han pasado casi desapercibidos para la "Historia Oficial", pero que con su hombría y su coraje coadyuvaron a darnos un modo de ser y un camino a seguir.
Un agradecimiento especial para las damas que nos acompañaron, demostrando que el amor por la Patria Vieja no es algo privativo del varón, sino que la mujer argentina asume, acompaña y valora como propio ese sentimiento.
 
¡¡¡ATENTOS, CONTERTULIOS… QUE YA LLEGA LA 5ta. TERTULIA FEDERAL!!!    

9 de julio de 2016

BICENTENARIO DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL - SAN PEDRO (PBA)


Con motivo de los festejos por el Bicentenario de la Declaración de la Independencia Nacional llevada a cabo en Tucumán en 1816, respondiendo a la invitación cursada por las autoridades municipales de San Pedro, Provincia de Buenos Aires, los Patricios de Vuelta de Obligado (PVO) junto a su Banda de Música participaron en el acto oficial que allí se concretó.
Fueron ambas formaciones las que iniciaron el desfile, el cual se desarrolló a lo largo de unas cinco cuadras hasta llegar a la plazoleta “Cayetano Rodríguez”, espacio verde en el cual se había montado el escenario principal, donde estaba ubicado el Intendente de San Pedro, Cecilio Salazar, junto a demás autoridades municipales, y, frente al mismo, los alumnos de los jardines y escuelas primarias y secundarias de la ciudad, todo embellecido por el imponente marco que le daba, al pie de las barrancas, el majestuoso río Paraná.
Entre aplausos y vítores, la delegación de soldados de PVO, conformada por oficial, abanderado y tres escoltas, más su Banda de Música, compuesta por chicos y chicas de entre 4 y 20 años de edad a cargo del Prof. Julio Clark, hicieron su entrada triunfal al son de la Marcha de Malvinas.

Luego, todos ellos se ubicaron frente al palco de las autoridades sanpedrinas

Aún faltaban algunas escuelas ubicarse dentro del dispositivo organizado, por eso a medida que aquéllas se acercaban a sus posiciones, la Banda de Música de PVO ejecutaba diferentes marchas patrióticas que, como el caso de El Uno Grande, le daban al paisaje cierta mezcla de alegría y solemnidad.

Al cabo de una hora, lapso en el cual arribaron a la plazoleta todos los establecimientos educativos convocados para el acto por el Bicentenario de la Independencia, los soldados y los músicos de PVO procedieron a reanudar la marcha para, finalmente, retirarse del evento desfilando hasta su desconcentración.

Aquí también fueron saludados con aplausos y felicitaciones por el público en general, a la vez que seguidos con miradas entre sorprendidas y admiradas por los vistosos uniformes y la destreza musical de estos retoños que integran la Banda Popular Infanto Juvenil de Ramallo, que, desde 2012, es también la banda oficial de los PVO, luciendo el uniforme histórico del 2do. Batallón de Patricios de Buenos Aires, unidad que combatió con heroicidad el 20 de noviembre de 1845 contra los anglo-franceses.

Pedidos de fotografías de aquí y de allá cubrieron el resto de la jornada; un pueblo afectuoso como el de San Pedro los recibió de un modo inmejorable. Lo mismo hay que decir de las autoridades municipales de la ciudad, destacándose, entre ellas, a Majo Mora y Eugenia Capre, Directora de Cultura y Secretaria del Secretario de Gobierno de San Pedro, respectivamente, quienes en todo momento se mostraron solícitas y bien dispuestas a que los PVO participaran de este importante evento por los doscientos años de nuestra Independencia.

Se dejó para el final la degustación de las ensaimadas –un típico manjar de San Pedro- y una visita fugaz a Vuelta de Obligado. El cielo ya estaba plomizo, lo que le daba un toque nostálgico al histórico lugar donde se defendió la Soberanía Nacional en tiempos de Rosas." 

Una crecida del imponente río Paraná había afectado algunas instalaciones recordatorias del histórico combate, volcando incluso el monolito que señala la ubicación exacta de la Batería "Mansilla".

Algunas fotografías junto a una bandera desplegada de la Confederación Argentina sirvieron para dejar sentado que tras varios años de ausencia, por motivos que no vienen al caso fundamentar, otra vez los PVO habían vuelto a sus orígenes, allí donde la epopeya se comenzaba a forjar una mañana primaveral de 1845.